EN EL PERÚ MÁS DE 700 PERSONAS ESPERAN POR UN TRASPLANTE RENAL

Ventanilla, 11 mayo 2022.- En el Perú, la lista de espera para un trasplante renal es la más larga, los riñones son los órganos más solicitados. Hasta abril del presente año, un total de 721 personas necesitan dicho órgano para salvar y mejorar su calidad de vida. Por ello, el Ministerio de Salud (Minsa), a través de la Dirección General de Donaciones, Trasplantes y Banco de Sangre (Digdot), viene sensibilizando a la población sobre la importancia de la donación de órganos y tejidos.

Según la Digdot, durante el 2018 se realizaron 157 trasplantes de riñón, en el 2019, 189; y desde el inicio de la pandemia por la COVID-19, es decir, en el 2020, se realizaron 50 trasplantes, en el 2021, 49 y en lo que va del 2022, solo se ha hecho 20 intervenciones.

Previo a la pandemia, entre dos y tres personas por cada millón de habitantes accedía a donar sus órganos. Actualmente, esto se redujo a 0,7 donantes por millón de habitantes.

Al respecto, el director general de la Digdot, Juan Almeyda Alcántara, resaltó que la donación de órganos y tejidos es uno de los actos más altruistas que puede realizar una persona con su prójimo, sobre todo, teniendo en cuenta que cientos de personas esperan la donación de un órgano para salvar su vida.

“El agradecimiento eterno a las personas que dijeron ‘sí’ a la donación de órganos de sus seres queridos, los que, venciendo a la muerte, seguirán viviendo en otras personas”, expresó Juan Almeyda, quien recordó que el próximo 23 de mayo es el Día del Donante de Órganos y Tejidos en el Perú, una fecha para sensibilizar a la sociedad.

“Sí” a la donación

Asimismo, resaltó que la familia tiene la decisión final sobre la donación de órganos y tejidos. Es por ello que el funcionario aconseja a la población expresar, en el entorno más cercano, el deseo de convertirse en donante de órganos y tejidos, el cual se puede plasmar en el DNI, la licencia de conducir o firmando el acta de consentimiento para la donación.

Almeyda añadió que, si la familia se opone a donar los órganos, no se podrá realizar el trasplante. Finalmente, mencionó que, pese a la COVID-19, la Digdot ha venido trabajando arduamente en la sensibilización de la población respecto a la donación de órganos.

Por ello, en varios casos se logró que las familias que perdieron a un ser querido por diagnóstico de muerte encefálica, consintieran la donación para salvar la vida de otras personas que dependen de ella para su existencia.

Es importante mencionar que la persona que recibe un órgano debe ser compatible con el donante. Para ello, primero se deben realizar estudios de histocompatibilidad, además de exámenes para conocer que el donante no haya tenido ninguna enfermedad contagiosa.

Asimismo, para que un paciente sea incluido en la lista de espera para trasplantes, debe ser evaluado previamente por un equipo de trasplante debidamente autorizado por el Minsa y cumplir una serie de condiciones y someterse a estudios, ya que no todas las personas están listas para este procedimiento.

Be the first to comment

Leave a Reply